Después de mis muchos años de práctica, cuando me preguntan cuál es mi nivel en Tai Chi Chuan, suelo responder que conozco a mucha gente que lo hace peor y otra mucha que lo hace mejor. En el curso que ha dado Manolo Mazón en Salamanca demuestra que él está entre los que lo hacen mejor. Se nota que le ha dedicado mucho tiempo ya no solo a la práctica, también a pensar sobre la base y los principios del Tai Chi Chuan.

Con un tiempo excelente y en el agradable entorno del parque de los jesuitas en Salamanca, se ha desarrollado este curso sobre las energías de peng, lu, ji, an, cai, lie, zhou, kao. No solo ha sido una explicación y practica de estos conceptos, además insistió en crearnos conciencia de donde y de qué modo se encuentran en los movimientos que se ejecutan en las formas, independientemente del estilo que se practique. Siempre se pueden aprender cosas si estás dispuesto a ello y con un método claro y simple quiero creer que todos los participantes han aprendido cosas nuevas y útiles para su práctica. Ahora queda lo más complicado, asimilar lo aprendido y practicar, no hasta que salga bien, sino hasta que deje de salir mal.

Para finalizar, debería recomendar la franqueza de Manolo a la hora de enseñar y aprender. Habrá que “engañarle” para que venga más veces. Está claro que al igual que a mí, le gusta el Tai Chi Chuan.

Juan